Vivir con Lupus

Aprovechando que mañana, 10 de mayo, se celebra el Día Mundial del Lupus, quiero dedicar este post a Laura, una persona que ha tenido que aprender a vivir con Lupus. En nuestro centro de estética la hemos ayudado a sentirse un poco mejor en su día a día con esta enfermedad incurable que actualmente afecta al 1% de la población en nuestro país.

Le diagnosticaron Lupus en 2011, con 24 años, tras sufrir un brote de pequeños granitos en la cara que escocían como picaduras de mosquito. El dermatólogo le recetó cremas que no hicieron más que empeorar la situación, hasta que fue el reumatólogo quien pensó que podía tratarse de Lupus y le aconsejó realizarse la prueba ANA, confirmando así sus sospechas.

Maquillar lupus

En ese momento empezó a medicarse con cortisona, su único alivio, tomando 5 mg al día y ampliando a 15mg cuando sufre brotes severos. A día de hoy sigue con la medicación para intentar hacer “una vida medianamente normal”.

maquillar lupus

Síntomas

Los síntomas que sufre abarcan  sensación de escozor y rojez, los cuales podrían ser fácilmente confundidos con algún tipo de alergia. “Tuve claro que era Lupus, cuando me miré al espejo y ví la forma de mariposa que tenía el sarpullido en la cara”. Este es uno de los síntomas más característicos del Lupus, me comenta Laura.

maquillar lupus

Tres meses después de estos síntomas iniciales sufrió el primer brote severo que se extendió por todo el cuerpo. Desde entonces se han producido muchos cambios en la vida de Laura, que ha tenido que adaptarse a la enfermedad para aprender a vivir con Lupus.

“Ya no puedo tener una vida normal. En verano no puedo ir a la playa ni bañarme en la piscina porque no puedo salir al sol. Incluso para trabajar supone un problema ya que si eres camarera no puedes salir a la terraza con una bandeja. Tengo que estar siempre en la sombra, es como si fuera alérgica al sol. Tengo que tomar un suplemento de vitamina D porque a mí nunca me da el sol”.

Cuando Laura vino a nuestro centro de estética

Cuando conocí a Laura hace unos años no quería salir de casa, estaba muy preocupada por el aspecto anti-estético de su sarpullido facial y se sentía insegura. La maquillé con Foundation de Covermark nº7, un maquillaje hipoalergénico, con protección solar, capaz de cubrir eficazmente las rojeces que acomplejaban a Laura. Con el Concealer de Covermark nº 2 retoqué previamente las zonas más afectadas para unificar el tono.

“Fue el no va más, había probado otros maquillajes supuestamente cubrientes pero no me hacían nada. Lo que más me gusto al probar por primera vez el Foundation de Covermark es que no se nota que vas maquillada y cubre todas las imperfecciones perfectamente. Salí contentísima del centro  de estética con mi nuevo maquillaje”.

Ahora que se acerca el verano, Laura ha vuelto a visitarnos para comprar la crema solar facial SPF80 de la línea Rayblock de Covermark. Esta marca, con productos dermatológicos e hipoalergénicos y sus filtros naturales, se ha convertido en la gran aliada de Laura.

Es una pena que no tengamos ninguna foto del día que le hicimos a Laura la prueba con el maquillaje, pero la verdad es que se fue tan contenta que ni siquiera pensamos en fotos en ese momento.

Para terminar con este post me gustaría invitar a cualquier persona que tenga esta enfermedad a que acuda a nuestro centro de estética para hacer una prueba gratuita de maquillaje. Por supuesto, también agradecer a Laura que nos permita contar su historia y usar sus fotos. Como siempre digo, nuestra gran satisfacción es ayudar a las personas a sentirse mejor.

Hasta pronto!

*Más información sobre el Lupus en http://www.felupus.org/

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (Todavía no hay valoraciones)
Cargando…

One Response

  1. Silvia 2 febrero, 2018

Deja un comentario